11/10/2009

Leyes de Murphy para arquitectos I

* LEY DE LA APARENTE SATISFACCIÓN

Si un cliente queda satisfecho:

a) No entendió el proyecto.
b) No lo pagó.
c) El arquitecto se equivocó.


* LEY DEL TERRENO ESTRECHO

- A todos los terrenos les falta un metro de algún lado para ajustarse al Proyecto y cumplir la Normativa.

* LEY DEL BI-CLIENTE

- Todo cliente necesita dos proyectos: un parrillero y un gran edificio. El parrillero sí se hace.

* LEY DEL CARTOON

- Si un cliente llama "dibujito" al anteproyecto, es que no lo va a pagar.

* PRIMERA LEY DE LA CERÁMICA

- Ninguna cerámica de 20 x 20 mide 20 x 20.

* LEY DEL CAMIÓN

- Siempre que llame a averiguar por una entrega de materiales, le dirán que "el camión ya salió para allá".

* LEY DEL "NADIE SABE"

- El cliente nunca sabe lo que quiere. El arquitecto tampoco sabe lo que quiere el cliente. El cliente nunca entiende lo que quiere el arquitecto.
- Corolario: El diseño nunca refleja ni lo que quiere el arquitecto ni lo que quiere el cliente.

* LEY DEL BLOQUEO DE BÚSQUEDA

- No importa que su proyecto quede en un lugar escondido; si es malo, todo el mundo lo encontrará.

* LEY DEL EGO

- Si busca un buen proyecto, utilice el material adecuado. Si busca que lo publiquen en las revistas especializadas, use ladrillo de vidrio.

* SEGUNDA LEY DE LA CERÁMICA

- Si quiere utilizar nuevamente una cerámica, estará descontinuada.

* LEY DEL GOLPE (También llamada Primera Ley del Electrodoméstico)

- La heladera tiende inexorablemente a quedar atrás de la puerta de la cocina.

* LEY DEL CACHITO (Conocida también como Segunda Ley del Electrodoméstico)

- A todas las máquinas de lavar platos les sobran 5 cm. de alto.

* LEY DE MAX

- La temporada de lluvias comienza el día en que se inician las excavaciones.

* LEY DE LA DUDA (También conocida como Tercera Ley de la Cerámica)

- Si todo el mundo supiera lo que quiere, no existirían las cerámicas jaspeadas.

* LEY DE LA TOLERANCIA

- "Modulación" es un sistema milimétrico para que los elementos queden bastante parecidos.

* LEY DEL OJÍMETRO

- Un presupuesto nunca se cumple.
- Corolario: si un presupuesto se cumple, alguien cometió un error.

* LEY DE LA MEMBRANA ASFÁLTICA

- Si una azotea no se llueve, tenga paciencia.

- Corolario astronáutico: Si los cohetes debieran ser impermeabilizados, el hombre no habría llegado a la luna.

* LEY DE LA FALSA DICHA

- Si el carpintero llegó a tiempo con los muebles, se equivocó de obra.

* LEY DE LA GANGA

- Si una alfombra está de oferta:

a) Es rosada con verde.
b) Mide 10 m² menos de lo que usted necesita.
c) Ya se vendió.

* LEY DEL "NADIE FUE"

- En las obras, las cosas no se hacen: quedan.
- Ejemplos: "Quedó torcido", "Quedó corto... "Quedó abajo, quedó grande, quedó chico, quedó..."

* LEY DEL CLIENTE FIJO

- Si usted construye apartamentos en un lugar determinado, de un tamaño determinado y a un precio determinado:

a) Al comprador que le gustan el lugar y el tamaño, no le alcanza la plata.
b) Al comprador que le gustan el lugar y el precio, le parece chico.
c) Al comprador que le gusta el tamaño y le sirve el precio, no le gusta el lugar.
d) El comprador al cual le gustan el lugar, el tamaño y el precio ... es usted!

* REGLA DE ORO DEL DISEÑO

El que pone el oro impone el diseño.

* LEY DE LA EMPLEADA DOMESTICA

Si la habitación de servicio está diseñada para que quepa la muchacha,
el apartamento es viejo.
Si la muchacha está diseñada para que quepa en la habitación de servicio,
el apartamento es nuevo.

* LEY DEL CLIENTE-ARQUITECTO

El cliente es un arquitecto que no sabe dibujar.
A mayor costo del proyecto, más arquitecto el cliente y más dibujante el arquitecto.

* LEY DEL OFICIAL FINALISTA

Los ángulos rectos no existen.

Leer más

La importancia de llamarse Sigmund



Uno de los tantos cursos que deberían dar en la Facultad y no dan es el de Psicología.

Porque en el ejercicio de la profesión uno necesita permanentemente herramientas para distinguir:

  • Lo que quiere el propietario de lo que dice que quiere.

  • Cuándo aclararle a una pareja -o a socios- que uno no es el árbitro de sus disputas y que no hay uno que tiene razón, sino que tienen que alcanzar un acuerdo entre ellos para la toma de decisiones sobre el proyecto, el color de la cerámica o si hacer o no el jardín japonés.

  • Cómo y cuando motivar o azuzar a los actores del proceso constructivo según las etapas anímicas. Un poco de presión y un poco de tolerancia.

  • Cómo sacar lo mejor de los participantes que nos tocaron en cada proyecto, aunque nunca sean perfectos -según nuestro criterio- para el rol que desempeñan.

  • Cómo llevarse bien con los sufridos vecinos de la obra, que sólo quieren que termine de una vez para ver cómo se van a llevar con los nuevos habitantes de su lugar.

Todos hacemos o pensamos hacer alguna vez un curso de marketing, o de prevención de accidentes o de gerencia de proyectos.

El curso que está faltando ¿no será el de psicología aplicada?

Leer más